image1 (3)

Las previsiones meteorológicas anunciaban lluvias como los días anteriores, pero las nubes nos dieron un respiro e hizo una mañana espléndida en la que las 85 familias voluntarias y  los 75 niños con discapacidad  se reunieron para despedir el curso al voluntariado familiar en dos fiestas organizadas por Desarrollo y Asistencia en los colegios de El Prado y El Recuerdo.

En ambos se había preparado un espacio cubierto por si llovía, como decían los expertos, pero las nubes dieron una tregua para que más de 400 personas, repartidas en el patio de juegos de ambos colegios se reunieran para jugar, competir y alborotar, apoyadas por animadores en las fiestas que organizó DA.

Durante cada una de las fiestas la Directora del Programa, Mª del Valle Pinaglia, dio las gracias a las  familias voluntarias, a las coordinadoras y a la Coordinadora General, Cristina Fernández, por su apoyo. Sin ellas, esta pequeña “locura” no podría llevarse a cabo: que cada 15 días, 75 niños con discapacidad disfruten de ocio normalizado de octubre a abril, ambos incluidos, y sus familias de un respiro. También les agradeció las gestiones que algunos realizan para poner en contacto a la ONG con los responsables de la acción social de sus empresas.

Desde aquí queremos aprovechar para agradecer a las 271 familias voluntarias, al personal técnico de los 8 colegios de Educación especial, así como a los colegios que nos han cedido espacios este curso, a la empresa EDP, la Dirección General de Servicios Sociales e Integración Social, el Fondo Social Europeo  y  a la Fundación Inocente Inocente que nos ayudan a sacar adelante este programa. También a todos los voluntarios implicados y los monitores de ocio y tiempo libre.